¿ROLL IS OVER?

El famoso segundo semestre ya llegó y las presiones monetarias y financieras se vuelven cada vez más tangibles: la inflación está lejos de ceder, mientras que aumentan las restricciones para la operatoria del tipo de cambio, el roll-over al cierre de agosto no alcanzó a cubrir los vencimientos.